Envío Gratis pedidos desde $499 solo productos retail

Te regalamos hasta  $200 en tus compras por navidad 🎅

Disfruta comiendo rico y saludable

Queremos decirte que comer rico y saludable ¡sí es posible! y no es tan complicado como te imaginas, de hecho es muy sencillo, solo basta con querer y cambiar ciertos alimentos o procesos, de los cuales platicaremos hoy. 

Te queremos decir que no dejarás tus alimentos favoritos, es cuestión de sustituir y aprender a comer, pues una dieta balanceada es todo lo que requerimos. 

El primer paso será ver qué alimentos hay en nuestro plato el día de hoy, después observa cuáles de ahí no son “tan saludables”. Una vez que hicimos eso, preguntémonos ¿por qué creemos que no son sanos?, tal vez por su forma de cocinarlo o por los ingredientes que utilizamos, cuando identifiquemos estos puntos será más sencillo poder empezar. 

Por ejemplo si es algo frito podemos cambiar el aceite convencional por un aceite de aguacate o de coco, los cuales son mucho más saludables y le pueden proporcionar un toque de sabor único a tus platillos. 

En el caso que sea algo empanizado, cámbiate a una harina más natural como lo es la harina orgánica de coco, la cual es libre de gluten, proporciona fibra y proteínas que enriquecerán tus platillos. 

Si se trata de endulzar algún postre o bebida puedes utilizar alternativas naturales que sean más dulces que el azúcar de caña como lo es el azúcar de agave o azúcar de coco, las cuales tienen un índice glucémico bajo, además también existen jarabes de agave que brindarán un sabor especial gracias a su variedad de sabores.

Ahora, si se te antoja un postre pero no estás convencida de las mermelada comerciales para dar sabor ya que contienen muchos conservadores, te queremos recordar que tenemos mermeladas elaboradas con fruta natural, además están enriquecidas con chía e inulina de agave y endulzadas con jarabe de agave.

Como lees, comer rico y saludable es muy fácil, basta con darnos cuenta de lo que comemos día con día y empezar a cambiar hábitos alimenticios y de cocina, claro, sin sacrificar el sabor ni sufrir por dietas que te priven de lo que más te gusta. 

¿Tú con qué empezarás a mejorar tu alimentación?

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn